lunes, 11 de febrero de 2019

Clases de Lirios!!!

Los lirios son unas de las plantas  favoritas para jardines o para interior por sus flores de tamaño y color espectacular, aunque los más apreciados son los que, además, huelen bien.

Hay lirios o azucenas tan grandes que es preferible plantarlos en arriates, aunque las lilium formosanum variedad pricei son una belleza que apenas llegan a la rodilla y sus grandes flores se parecen a las del lirio real en tamaño y aroma.


 Las flores son la principal característica de los lirios, mientras que su aburrido follaje puede cubrirse con las hojas y, esta arbustiva y rastrera planta crece de manera exuberante durante todo el verano y principios del otoño hasta que la detiene la llegada de los fríos.

Tipos de lirios

1. Jouney's EndL.  para atrevidos, con flores rosas grandes y perfumadas y moteadas de blanco.


2. Medeoloides tiene tallos cortos, ideal para macetas, que sostienen pequeñas inflorescencias naranjas.


3. Especiosum var. rubrum de flores curvadas, sonrosadas con puntitos rojos y muy perfumadas.



4. Martagón, es feliz tanto con solo como en semisombra y tiene flores moteadas de color rosa oscuro.



5. Star Gazer, de tallo largo, luce más en una maceta grande. Sus grandes flores rojas arqueadas tienen un intenso aroma.


6. Sterling Star, lirio compacto prefecto para macetas, con flores de color blanco nivel arqueadas hacia arriba y aroma sutil.

Fuente: https://www.hogarmania.com/jardineria/fichas/plantas/201210/tipos-lirios-16835.html

sábado, 2 de febrero de 2019

SUCULENTAS!!!

Resultado de imagen para plantas suculentas

Las plantas suculentas o crasas (del latín suculentus, 'muy jugoso') son aquellas en las que algún órgano o parte se ha modificado en una nueva especialización que permite el almacenamiento de agua en cantidades mucho mayores que en el resto de las plantas.


"Son partes con gran proporción de tejido parenquimático que puede almacenar grandes cantidades de agua."1 Esta adaptación les permite mantener reservas de agua durante períodos prolongados y sobrevivir en entornos áridos y secos que otras plantas encuentran inhabitables. El ejemplo más típico de suculencia es el de los cactus del Nuevo Mundo, pero existen otras familias vegetales que presentan el mismo fenómeno; las euforbiáceas de África poseen una adaptación muy similar y comúnmente se las confunde con cactáceas.

Resultado de imagen para plantas suculentas

Más discutible es si se puede llamar "suculentas" a las partes almacenadoras de agua de plantas de ambientes xéricos que no poseen esa textura, como Cucurbita foetidissima que posee raíz reservante que almacena un 80% de agua.
Las suculentas no están genéticamente relacionadas entre sí, sino que han desarrollado independientemente rasgos similares en un proceso de evolución convergente.

Resultado de imagen para plantas suculentas

La adaptación de las suculentas les permite colonizar entornos áridos o en los que la captación de agua es limitada, aquellos que reciben poca competencia por parte de otras especies vegetales y en los que los herbívoros son escasos. Para posibilitar la captación de la escasa humedad presente en el ambiente, muchas suculentas son pubescentes, es decir, presentan una superficie cubierta de pelillos que retienen el rocío matutino. Otras técnicas empleadas para maximizar la retención de la humedad son la reducción de la superficie en comparación con el volumen de la planta, con lo cual se limita el número de ramificaciones y la longitud de estas, así como el desarrollo de recubrimientos pruinosos en la superficie de hojas y tallos.
Crassula, una crasulácea de hojas suculentas.

Resultado de imagen para plantas suculentas

Los cactus presentan las hojas modificadas como espinas y los tallos suculentos y fotosintéticos.


Hay miles de especies de plantas suculentas, clasificadas en varias familias. La mayoría pertenece a las aizoáceas, a las cactáceas, a las crasuláceas y a las euforbiáceas, con más de mil especies cada una.